Thursday, June 24, 2010

El Aligátor Americano

El Aligátor Americano
El Aligátor Americano (Alligator mississippiensis) es natural de América del Norte. Su distribución comprende los estados del sureste de los Estados Unidos de América; desde el extremo norte de Carolina del Norte, en la frontera con el estado de Virginia, hasta Texas. Antes de ser casi extinguido era muy frecuente en los estados de Louisiana y Florida; en el presente al menos en la Florida, es otra vez muy numeroso.
Este reptil es primordialmente acuático. Es capaz de caminar largas distancias sobre tierra y correr a considerable velocidad, sin embargo, la mayor parte del tiempo lo pasa en el agua, o muy cerca de ella cuando decide salir a tomar baños de sol.
Usualmente se mantiene en lagos de agua dulce, cursos de agua de poca corriente y pantanos; aunque es posible verlo en marismas de agua salobre, cursos de agua con corriente y prácticamente todo depósito de agua dulce, incluyendo las piscinas en los patios de las casas. Muy raro verlo en agua salada, no tiene las glándulas que eliminan la sal del cuerpo que tienen los cocodrilos, sin embargo, se dan los casos en que se le ve en el mar y se le documenta en el Golfo de México a aproximadamente 63 kilómetros del continente (Elsey, 2005).
Esta especie estuvo muy cerca de desaparecer de la naturaleza. La razón fue el exceso de su cacería y la destrucción del hábitat. Después de varios años de una estricta veda, se ha logrado reclasificar su estado como de poco riesgo, aun se le mantiene en las listas de especies amenazadas ya que habita en zonas muy atractivas para el desarrollo urbano. Grandes extensiones de terreno en la ubicación del Aligátor Americano han sido designadas parques nacionales.
Los cocodrilos y sus parientes son reptiles de cuatro patas, muy similares a los lagartos. Se distinguen por su usual gran tamaño. En la espalda, desde el cuello hasta la cola, tienen hileras de placas óseas, que pueden dar la impresión de espinas o dientes. Quizás los conocemos mejor por su ferocidad, y en los casos de las especies mayores, por ser peligrosos al máximo.
Estos reptiles se mantienen gran parte del tiempo en el agua. Debido a su anatomía son capaces de abrir la boca y tragar debajo del agua sin ahogarse. Por lo general los caimanes, aligatores y gaviales son de agua dulce, mientras que los cocodrilos habitan en agua dulce y salada. Los caimanes y aligatores son agresivos, pero los cocodrilos podríamos decir que son súper agresivos. Mientras que los gaviales son inofensivos.
La reproducción de los cocodrilos es por huevos. Las madres hacen un nido que puede ser un hueco en la arena o una pequeña montaña de tierra y hojas secas, hierba y otras partes de la vegetación. Usualmente este nido es construido cerca del agua y es donde la hembra desova. Como en los otros reptiles, en los cocodrilos la temperatura de la incubación puede determinar el sexo. En muchas especies, mientras que los huevos son incubados por el calor del sol o la descomposición de las hojas, la madre permanece cerca del nido, en la tierra o en al agua, pero usualmente nunca muy lejos de sus huevos.

No comments:

Post a Comment

Post a Comment